Aldo e Ildefonso Zamora – Defensores del Gran Bosque de Agua

Ildefonso Zamora es un ambientalista tlahuica originario de la comunidad de San Juan Atzingo, Estado de México, que desde hace 18 años emprendió una lucha pacífica contra los taladores clandestinos.

La defensa de los bosques de San Juan Atzingo ha estado apoyada por Greenpeace desde el año 2004. Su territorio es parte del Gran Bosque de Agua, que abarca 120 mil hectáreas que albergan casi el 2 por ciento de la biodiversidad mundial. De acuerdo con el Instituto de Geografía de la UNAM, unas 38 mil 400 hectáreas del Gran Bosque del Agua han sido destruidas por los talamontes clandestinos.

Como comisariado de Bienes Comunales, Ildefonso Zamora impulsó el reconocimiento de las tierras de San Juan y denunció a los taladores de bosques, presentando como pruebas videos y fotografías. Esta labor ya cobró una vida: el 15 de mayo de 2007 su familia fue emboscada por talamontes. Su hijo Aldo murió y el otro, Misael, quedó herido.

En junio de 2007, unos días después del asesinato de Aldo, el entonces presidente Felipe Calderón se comprometió a hacer justicia, tras galardonar al activista y a la comunidad con la mención honorífica del Premio al Mérito Ecológico. Lo mismo afirmó el entonces gobernador Enrique Peña Nieto, pero la promesa no se cumplió: sólo dos de los cuatro perpetradores fueron aprehendidos a pesar de que todos están plenamente identificados.

El 20 de noviembre de 2015, Ildefonso fue detenido arbitrariamente por policías ministeriales y trasladado al penal de Tenancingo. Ninguna autoridad le notificó que desde 2012 había una averiguación en su contra. Fue acusado de robo a casa-habitación y allanamiento de morada, y encarcelado en un principio junto a los asesinos de su hijo. El proceso penal estuvo lleno de irregularidades, como testimonios fabricados, y la familia Zamora señaló intereses de políticos ligados a la tala clandestina detrás de la persecución.

“Haber logrado el reconocimiento de tierras comunales de San Juan Atzingo y combatir la tala ilegal me ha costado muy caro, pero no estoy acabado, porque lo que ya realicé quedó en los libros de la historia, son y serán huellas imborrables. Sigo firme y con dignidad”, aseguró Ildefonso Zamora cuando aún estaba en prisión.

Amnistía Internacional reconoció a Ildefonso como preso de conciencia, mientras que Greenpeace y el Centro Prodh lanzaron la campaña #IldefonsoLibre. Nueve meses después del encarcelamiento, el 12 de agosto de 2016, un juez federal ordenó liberar a Ildefonso al no existir pruebas en su contra.

 

 

Powered by Watch Berserk Online Watch Steven Universe Watch Re Zero Online

Download by Wordpress Nulled ThemesKeepvid youtube downloader