Ayotzinapa: exigen universidades jesuitas garantías de acceso a la verdad

by

Ciudad de México, 08 de julio de 2020. Ante la identificación genética del joven Christian Alfonso Rodríguez Telumbre, uno de los 43 normalistas desaparecidos en Iguala la noche del 26 de septiembre, el Sistema Universitario Jesuita (SUJ) se solidarizó con la familia y exigió garantías de acceso a la verdad en el caso.

El pasado martes, Omar Gómez Trejo, titular de la Unidad Especial de Investigación y Litigación para el caso Ayotzinapa (UEILCA) de la Fiscalía General de la República (FGR), y Alejandro Encinas, subsecretario de Derechos Humanos y presidente de la Comisión para la Verdad y el Acceso a la Justicia para el caso Ayotzinapa (COVAJ), anunciaron la identificación genética en la Universidad de Innsbruck de Christian entre restos óseos encontrados en noviembre de 2019 en la Barranca La Carnicería, distante más de 800 metros del Basurero de Cocula. La noticia fue confirmada más tarde por el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF), quien ha actuado como perito de las familias desde el año 2014.

El fiscal Gómez Trejo recalcó que el resto óseo identificado no fue tirado ni encontrado en el Basurero de Cocula, ni en el río San Juan, tal y como lo estableció pública y judicialmente la anterior administración.

El SUJ, al igual que lo hicieron en su momento las organizaciones representantes de las familias de Ayotzinapa, consideró que el hallazgo y la identificación confirman la manipulación de la investigación y, al mismo tiempo, abren la posibilidad de saber qué pasó realmente cono los estudiantes y cuál es el sistema de complicidades que ha obstaculizado el acceso a la justicia.

Las universidades jesuitas recalcaron que, sin la lucha de las familias de los jóvenes desaparecidos, la mentira habría prevalecido en el caso, y sostuvieron que el acceso a la verdad en este caso abrirá la misma oportunidad para miles de familias en la misma situación.

El día de ayer, tanto la ONU-DH como la CIDH coincidieron en la importancia del descubrimiento y llamaron a continuar con nuevas líneas de investigación.

Los organismos internacionales y el SUJ valoraron positivamente la asistencia de equipos internacionales de especialistas en el caso.