Imprimir
PDF

Presidencia niega espiar a periodistas
Martes,
20
Junio
2017

Autor // comunicacion

Publimetro

 

AUTOR: Alexandro Hernández 
FUENTE: Publimetro 
FECHA: 20 de junio de 2017


Periodistas y activistas defensores de derechos humanos presentaron formalmente una denuncia ante la Procuraduría General de la República (PGR) contra quien resulte responsable por el presunto espionaje a través de intervención de conversaciones privadas y uso de tecnologías informáticas del que fueron víctimas, como exhibe un reporte publicado por la organización Artículo 19.

En conferencia de prensa, en la que participaron la periodista Carmen Aristegui; el director del Centro Prodh, Mario Patrón; el del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), Juan Pardinas; y Ana Cristina Ruelas, directora de Artículo 19 México, entre otros, también se anunció que solicitaron medidas cautelares a la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

Exigieron al gobierno federal investigar y explicar la acusación que se documenta en el informe especial en el que se expone el presunto uso de un software malicioso llamado Pegasus para espiarlos y que representaría un costo por cada licencia de infección 77 mil dólares, es decir, aproximadamente un millón 400 mil pesos del erario.

Adelantaron que se buscará la creación de una comisión especial de expertos en la que participen mediadores internacionales que garanticen el curso correcto de la investigación.

La indagación fue elaborada por The Citizen Lab, la organización internacional Artículo 19 y las mexicanas R3D y SocialTIC; la cual documenta 76 nuevos intentos de infección, entre enero de 2015 y julio de 2016.

Niegan espionaje

La Presidencia de la República aseguró que no hay pruebas de que el gobierno federal esté detrás y que, por el contrario, la privacidad y protección de datos siempre han sido valores inherentes al Estado de Derecho. En un comunicado firmado por Daniel Millán Valencia, director general de Medios Internacionales de la Presidencia, el ejecutivo condenó cualquier intento por vulnerar el derecho a la privacidad de cualquier persona.