Imprimir
PDF

Confían en sentencia de CoIDH por Atenco
Miércoles,
03
Mayo
2017

reforma logo

 

AUTOR: César Martínez 
FUENTE: Reforma 
FECHA: 3 de mayo de 2017


A 11 años de que fueran torturadas sexualmente por agentes del Estado, las mujeres de Atenco confían en que este 2017 su caso tengan avances importantes en la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CoIDH).

"Este segundo semestre será muy decisivo para saber los alcances que tiene nuestro caso y perfilarnos para una sentencia condenatoria contra el Estado, es lo que estamos buscando", comentó en entrevista Italia Méndez, una de las víctimas.

Pese a que considera que la parte jurídica está por llegar a su fin, advirtió que su lucha por evitar más víctimas seguirá adelante.

"Nos vemos más a largo plazo haciendo un trabajo bien dedicado con el tema de denunciar la práctica de Estado de la tortura sexual como una forma diferenciada de torturar a las mujeres".

Para Norma Jiménez, quien tenía 22 años cuando fue violentada por policías en Atenco, las mujeres no deben enfrentar solas casos como el suyo, por lo que considera importante su labor de acompañamiento de otras víctimas de tortura sexual.

Aunque consideró que el camino que han recorrido por 11 años en búsqueda de justicia ha sido igual de difícil y revictimizante que lo que vivieron en mayo de 2006, advirtió algunos triunfos, como la comprobación de que sus dichos no fueron mentiras.

Al respecto, Patricia Torres, otra de las víctimas, recordó que el entonces Gobernador del Estado de México, Enrique Peña Nieto, aseguró en ese 2006 que las denuncias hechas por los hombres y las mujeres de Atenco eran puras mentiras.

"Ahora se ha documentado, se han hecho varios peritajes diciendo que lo que yo dije en su momento fue verdad, a mí me torturaron, me llevaron a una cárcel de máxima seguridad", reiteró.

Stephanie Erin Brewer, coordinadora del área internacional del Centro Prodh -organización que junto con el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional acompaña el caso-, confió en que la sentencia de la Corte no tarde más de un año.